Cuidado con el socavón de los antorchistas

Vecinos exigen al presidente de los antorchistas que se ponga a trabajar https://youtu.be/8FUOFOSo9_k

Cuidado con el socabon de los antorchistas

Tesorero de Valle de Chalco

. Javier Pérez Rivera, actual Tesorero Burricipal del Municipio de Valle de Chalco, cínico bloquea rampa y espacios Para discapacitados, negando pagar diez pesos al estacionamiento, dejando en absoluto bloqueo la entrada Para las personas más vulnerables, hacia el Palacio de Gobierno, denuncia con valentía y arrojo el minusválido JULIO HERNANDEZ a este faccioso funcionario, solapado por el Edil Ramón Montalvo, quien también autorizó el cobro de cuatro pesos a los baños instalados en el mismo Edificio de Gobierno, este par de rufianes, enemigos de la comunidad Chalquense, están acordes en sangrar la estabilidad de la vida cotidiana de esta comunidad, así lo expresa continuamente JULIO HERNANDEZ, con “palabras subjetivas” quien sufre las consecuencias erráticas de esta mancuerna satánica sin solvencia física, para atender los asuntos de personas en severos problemas de discapacitación Además acotó que el corrupto Alcalde y su gavilla de retrogradas crearon un ilícito negocio para su pestilente EGO, que las familias de contribuyentes que acuden a Palacio Municipal, con el fin de cumplir con sus impuestos, se encontraron con la novedad, que los Sanitarios Públicos, están el actualidad privatizados teniendo un costo de cuatro pesos, a pesar se entiende que son gratuitos para todas las personas que tienen la necesidad imperante y se avizora un quebranto de ley, por esta denigrante Administración que afrenta y vulnera las necesidad de los afectados, solo es servicio exclusivo de este aberrante y torpe Gobierno, Continuara…

miércoles, 19 de enero de 2011

Una secta antisocial encabezada por el edil del PRI, Rolando Castellanos Hernández, gobierna al municipio de La Paz


Opera en el municipio de La Paz “Escuadrón de la muerte”
*El maléfico de Rolando Castellanos, es el enemigo número uno del pueblo

Por: Honorio Ramírez Espinoza.
Una secta antisocial encabezada por el edil del PRI, Rolando Castellanos Hernández, gobierna al municipio de La Paz, exhibe un egoísmo brutal, sus feroces impulsos criminales y su enajenación psicológica. El gobierno local
Falto de consideración alguna y moralidad, ahí prevalece la mente enfermiza de la criminalidad y la violencia priísta.
Tras hacerse de poder los “engendros de la violencia priísta”, Rolando Castellanos y su gavilla de ladrones resultaron más voraces que gobiernos anteriores emanados del tricolor, entre ellos establecen regalías, privilegios y tributos cuyo resultado ha sido la creación de delincuentes burocráticos, de acuerdo a sus orígenes, de mafiosos sin escrúpulos.
Los “barones” del “secuestro”, traficantes de droga, tratantes de blancas, invasores de tierras, asesinos, violadores, contrabandistas, asaltantes y pederastas del PRI, dueños absolutos de la administración en el municipio de La Paz, con el dinero del erario pretenden condicionar los legados de la Constitución que garantiza la libertad, democracia, honor y la vida social del pueblo bajo los signos del terror.
La degradación del PRI gobierno, ya no siquiera podría pasar como una gloriosa batalla entre funcionarios de jerarquía de imagen limpia y funcionarios socios; porque la corrupción infiltra y envuelve a toda la familia gobernante, convertida por una extensa red de alianzas con el hampa en una mafia que abarca todas las esferas de la vida social, constituyéndose como el enemigo número uno del pueblo de Los Reyes, La Paz.
El PRIRobando Castellanos Hernández, representa todas las ambiciones por hablar de la máxima jerarquía, incrustados en la cúpula del gobierno y en los negocios gansteriles, lo cual el gobierno local lejos de enderezar el rumbo lo empuja hacia el abismo del terror y la violencia priísta contra la sociedad civil.
La podredumbre que brota de los encargados de la administración municipal y la seguridad pública, como todos los ententes regentados por el PRI-gobierno, muestra que la amenaza de disolución y muerte contra la población no proviene de individuos aislados y marginados, sino de miembros influyentes y representativos de la familia en el poder, comprometida con aquellos, a grado tal que esta misma ha degenerado en “mafia criminal del PRI”.
Las fichas informativas señalan que una decena de integrantes del gobierno priísta tiene antecedentes comparados con el crimen organizado, algunos tienen en su haber asaltos con violencia, secuestros, violaciones, fraudes, despojos, invasiones de tierras y hasta crímenes.
Otro asesinato, por tortura de un ciudadano, el pasado 29 de septiembre, perpetrado por dos policías municipales en las galeras del palacio local, se suma a otros cometidos por la mafia que encabeza el edil, Rolando Castellanos y su hija Iraní.
Los hechos de homicidio quedaron registrados en la Averiguación Previa LR/III/3802/2010, esto es sólo un detonante más de la mentalidad criminal del alcalde Castellanos Hernández y la forma de cómo el poder que le da el PRI ya lo desquició.
Así, el municipio de La Paz, por fuera y por encima de la ley se vive un estado de ilegalidad, brutalidad policiaca y de absoluta impunidad a sus fechorías, para la banda de criminales que dirige Rolando Castellanos, operan ya de manera similar a los cárteles de la droga, con la total protección que brinda el estado.
La Corneada

No hay comentarios.: