Valle de Chalco convertido en un gigantesco dormitorio

jueves, 2 de diciembre de 2010

Daniel Karam Toumeh, en la Asamblea General Ordinaria de ese organismo, anunció que los recursos de los que dispone sólo alcanzan para financiar

En 1959, el 31 de diciembre para ser exactos, se publica en el Diario Oficial de la Federación, la siguiente exposición de motivos para las reformas a la Ley del Seguro Social de ese momento. El párrafo inicial manifestaba:
“El régimen de seguridad social constituye uno de los propósitos esenciales de nuestras instituciones democráticas. Los trabajadores del país encuentran en él a uno de los mejores instrumentos para la realización de los postulados de justicia social que instauró la Revolución Mexicana.
En consecuencia, dentro del programa que está siguiendo el Gobierno en beneficio de las grandes mayorías nacionales, se considera el constante fortalecimiento de la seguridad social, tanto para ampliar las prestaciones que actualmente concede, como para extender sus beneficios a nuevos núcleos de la población”.
En la actualidad el Director del IMSS Daniel Karam Toumeh, en la Asamblea General Ordinaria de ese organismo, anunció que los recursos de los que dispone sólo alcanzan para financiar las pensiones y prestaciones de los próximos dos años, es decir que para el año 2012, ya no habrá dinero para pagar las mismas, que esta situación es la más delicada en su historia y que el régimen de Jubilaciones y Pensiones de los propios trabajadores del Instituto que fueron contratados antes del 2008 implican una presión financiera equivalente a casi 11 puntos porcentuales del PIB, que sumado a esto el problema mayor tiene que ver con el gasto de los seguros médicos que brinda el Seguro Social y maneja que aunque se “transfieran los recursos de los seguros de invalidez y vida, y del riesgo de trabajo, no es la puerta de salida a las dificultades que enfrenta”.
A pocos días, el mismo funcionario manifestó a la opinión pública que no fue su intención alarmarnos y que: “si tienen garantizados los pagos a las pensiones y jubilaciones y que agradece la labor del SNTSS mediante su dirigente para solventar esta difícil situación”, aseguró que la institución ni se colapsaba ni se privatizaba.
Se menciona la exposición de motivos para preguntar: ¿Dónde quedaron esos principios? ¿Qué no por eso se hizo la revolución? No debemos de confiarnos, la realidad la vivimos cada día con más pérdidas de logros sindicales, reforma a los estatutos que vulneran los principios históricos como la no reelección, y por otro lado la administración del Instituto que no da pie con
bola y no encuentra una solución a esta crisis financiera por la que atraviesa y que fue generada por la propia Institución§.
TRIBUNA SOCIAL

No hay comentarios.: