Tesorero de Valle de Chalco

TESORERO DE VALLE DE CHALCO DE TORPE CONDUCTA, MITOMANO Y PERVERSO. TEXTO Y VIDEO DE A. SAAVEDRA. Javier Pérez Rivera, actual Tesorero Burricipal del Municipio de Valle de Chalco, cínico bloquea rampa y espacios Para discapacitados, negando pagar diez pesos al estacionamiento, dejando en absoluto bloqueo la entrada Para las personas más vulnerables, hacia el Palacio de Gobierno, denuncia con valentía y arrojo el minusválido JULIO HERNANDEZ a este faccioso funcionario, solapado por el Edil Ramón Montalvo, quien también autorizó el cobro de cuatro pesos a los baños instalados en el mismo Edificio de Gobierno, este par de rufianes, enemigos de la comunidad Chalquense, están acordes en sangrar la estabilidad de la vida cotidiana de esta comunidad, así lo expresa continuamente JULIO HERNANDEZ, con “palabras subjetivas” quien sufre las consecuencias erráticas de esta mancuerna satánica sin solvencia física, para atender los asuntos de personas en severos problemas de discapacitación Además acotó que el corrupto Alcalde y su gavilla de retrogradas crearon un ilícito negocio para su pestilente EGO, que las familias de contribuyentes que acuden a Palacio Municipal, con el fin de cumplir con sus impuestos, se encontraron con la novedad, que los Sanitarios Públicos, están el actualidad privatizados teniendo un costo de cuatro pesos, a pesar se entiende que son gratuitos para todas las personas que tienen la necesidad imperante y se avizora un quebranto de ley, por esta denigrante Administración que afrenta y vulnera las necesidad de los afectados, solo es servicio exclusivo de este aberrante y torpe Gobierno, Continuara…

martes, 22 de septiembre de 2015

Laguna legal permite a perredista ser alcalde y diputado

 Jesús Sánchez Isidoro en campaña
Laguna legal permite a perredista ser alcalde y diputado
  
Mauricio Zagal

Por una simple laguna legal en la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de México, el todavía presidente municipal con licencia temporal de Valle de Chalco Jesús Sánchez Isidoro, puede fungir al mismo tiempo como diputado local plurinominal en la LIX Legislatura mexiquense. En palabras del hoy legislador del PRD, ha expresado que: “no duda en regresar a su encargo anterior, pues no está incurriendo en algo ilegal o éticamente cuestionable”.

En parte, lo dicho por Jesús Sánchez Isidoro tiene algún fundamento jurídico,  según lo dispuesto por el artículo 40, fracción VIII de la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de México, para ser diputado se requiere “no ser juez, magistrado ni integrante del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial, servidor público federal, estatal o municipal.  En el caso  anterior, se podrán postularse si se separan del cargo noventa días antes de las elecciones ordinarias y treinta de las extraordinarias.

Y eso fue lo que hizo el alcalde vallechalquense Jesús Sánchez Isidoro, en los primeros días del mes de marzo del 2015, al solicitar licencia temporal al cabildo para que después de las elecciones del 7 de junio retornara a la presidencia municipal. La separación al cargo a que se refiere el artículo 40 de la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de México, no indica si debe ser temporal o definitiva dicha separación.

En tanto, lo dispuesto por el artículo 55, fracción V, párrafo cuarto de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, nos aclara la modalidad en que debe ocurrir tal separación al cargo público, el precepto constitucional nos indica; “que los presidentes municipales no podrán ser electos en las entidades de sus respectivas jurisdicciones, si no se separan definitivamente de sus cargos noventa días antes del día de la elección”.


Hay que recordar que la cláusula de la supremacía constitucional contenida en el artículo 133 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, dispone  que  la Constitución, las leyes del Congreso de la Unión y los tratados celebrados y que se celebren por el presidente de la república, con aprobación del Senado, "serán la Ley Suprema de toda la Unión". Sin embargo, en la interpretación de este precepto, la Suprema Corte de Justicia de la Nación ha aclarado que tanto las leyes como los tratados están por debajo de la Constitución, puesto que se requiere que las primeras "emanen de ella" y los segundos "estén de acuerdo con la misma".
Primera parte

No hay comentarios.: